Y BIEN ECUATORIANOS ¿ Y AHORA QUÉ?

Ya llegó Rafael Correa, el Mashi, el Che Guevara ecuatoriano, El Taita Rafael, El Presidente Eterno, como quiera que lo llamemos.
¿Ahora qué? , esperamos a que se inmole para defendernos, que sea el salvador de los ecuatorianos.
¿Ahora qué? , esperamos que sea crucificado, muerto y sepultado, para salvarnos, como Cristo, como el Che Guevara, o, como Simón Bolívar, quienes murieron por su pueblo, defendiendolo.
¿Hasta cuándo? no entendemos de que debemos cambiar nuestra mentalidad, y que todos debemos ser como él., que no debemos esperar a que alguien nos venga a proteger, que todos debemos defendernos a nosotros mismos, y no ser conformistas y esperar que alguien nos venga a salvar.
Todos tenemos la misma capacidad para ser como él, tal vez no en su intelectualidad, pero si en nuestros corazones.
Todos debemos tener el valor de ser como él,
Humildes, pero valientes., calmados, pero seguros., tener deseos de superación, pero no con ambición desmedida., todos debemos desear ser grandes, para hacer grande la patria, pero sin oprimir, sin abusar a nadie.
Todos debemos entender que la ambición desmedida de poder o riquezas, son efímeras, y, que no duran para siempre, y es mejor vivir en paz con nosotros mismos y con los demás.
No tenemos la necesidad de que alguien nos enseñe lo que debemos hacer, que nos enseñe como debemos comportarnos con el resto de la humanidad., que nos enseñe que democracia es para todos por igual., que la política es para servir al pueblo, no para enriquercerse., que todos tenemos los mismos derechos y obligaciones, y que la vida es más linda si se la vive en paz y con respeto.
Y no perder la esperanza de que los que se corrompieron, los que han hecho mal las cosas, se corrijan, y si no es así, podemos reenforzar las leyes para que aprendan a comportarse bien.
Seamos valientes, pensantes y sensatos para entender que cada uno de nosotros puede hacerlo., no dejemos solo a Rafael Correa, todos juntos podemos hacerlo mejor.
No permitamos que los poderosos, los corruptos, por un poco de riquezas, o por un poco de poder, nos tenten a obrar mal, siempre esto resulta bueno para unos pocos, pero malo para la mayoría.
Pongamos alma vida y corazón en lograr un Ecuador mejor…. un mundo mejor.

Publicado por Valente Delmar

Comentador social y político, y narrador de historias.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: